Del Donkey Kong arcade a una nueva versión retro: historia del gorila más famoso de los videojuegos


22 Junio, 2017 - 11:57 am - Sin Comentarios

Donkey Kong Arcade
Es, sin duda, uno de los personajes más famosos del mundo de los videojuegos. Puede presumir de ser uno de los pocos que ha hecho de héroe y de villano. Pero sea bueno o malo, tiene un punto entrañable que a todos los nostálgicos nos hace mirarle con cariño, sobre todo a los que jugamos al Donkey Kong arcade en las maquinitas de los salones recreativos del barrio. Le tenemos casi tanto cariño como a Mario Bros porque, de hecho, fue antes el gorila que el fontanero.

Juegos arcade de Donkey Kong

Nuestro gorila tiene exactamente 36 años. Fue en 1981 cuando Shigeru Miyamoto lo creó por encargo de Nintendo, con el objetivo de penetrar en el mercado norteamericano. De hecho, su primera idea fue hacer un videojuego de Popeye pero no consiguieron los derechos. Así que mandaron a Miyamoto la complicada tarea de crear un personaje nuevo…y lo consiguió, con mucho éxito por cierto. Las máquinas recreativas empezaban a popularizarse y Donkey Kong arcade triunfó desde el principio.

El primer arcade de Donkey Kong fue uno de los primeros videojuegos de plataformas de la historia. El mecanismo, como muchos actuales del mismo género, era fácil: llegar a una meta saltando, esquivando y matando enemigos. Y en las versiones más recientes de Donkey Kong, el sistema es más o menos igual, pero con muchas más opciones, caminos, premios, enemigos y, por supuesto, gráficos mucho más currados. Pero el primero de todos, el arcade, tiene su encanto…primero, por los pixeles que a todos nos traen grandes recuerdos y, segundo, por la curiosidad de poder jugar a la vez con Mario Bros y Donkey Kong. Como ya os contamos en el blog de MiArcade, al principio compartían videojuego. Lo que pasa es que Mario Bros se llama Jumpman y la princesa Peach -que también salía-, Pauline. El objetivo del videojuego era salvarla de las garras de Donkey Kong, así que al principio el gorila era el malo de la película. Esto también supuso un antes y un después en la historia de los videojuegos: aparecía por primera vez la figura del héroe salvando a la princesa…como en las pelis de Disney, pero en versión arcade.

Y el gorila se volvió bueno

En el siguiente juego arcade de Donkey Kong, se dió la vuelta a la tortilla. Ahora, el malo era Mario Bros y el bueno, el gorila. Se llamó Donkey Kong Jr, porque era su hijo el que tenía que salvarle a él, encerrado en una jaula.

Arcade Donkey Kong 3

Un año más tarde, llegó la tercera versión de Donkey Kong arcade. De nuevo, el gorila volvía a ser el malo y el jugador tenía más armas para defenderse, como una pistola insecticida.

Del mundo arcade, Donkey Kong pasó a la Super Nintendo

Ahora sí que sí, el personaje se convirtió en un fenómeno de masas, entre otras cosas, porque la propia consola, la Super Nintendo Entertainment System, lo era. El gigante asiático del entretenimiento ya había introducido al personaje en una consola doméstica, en la NES, con la tercera versión del videojuego. Pero lo de ahora, lo de 1994, fue un cambio mucho más radical. Los juegos arcade quedaron atrás para dar paso a Donkey Kong Country.

El divorcio de Donkey Kong y Mario Bros

Una de las novedades de Donkey Kong Country fue la marcha de Mario Bros. Ya nunca más serían enemigos, salvo en algunos títulos en los que Nintendo incluye a todos sus personajes, como Super Mario Kart, pero esto llegaría mucho más tarde. A partir de los 90, nuestro protagonista tendría un nuevo enemigo: el cocodrilo King K. Roll.          

Donkey Kong Country

Pero la historia y los personajes no fueron la única novedad. La estética también cambió por completo, siendo el primer videojuego para uso doméstico con gráficos 3D. Además, el sistema de juego era algo más enrevesado porque ya no consistía en avanzar e ir matando enemigos a nuestro camino. A partir de ahora, se podían coger caminos alternativos en busca, por ejemplo, de tesoros más recónditos. Y, por si fuera poco, se podía elegir personaje: el propio Donkey Kong o su hermano, Diddy Kong. Con tanta novedad, no nos extraña que se vendieran más de nueve millones de copias del videojuego en todo el mundo. Lo que decíamos, todo un fenómeno de masas.

A partir de aquí, vinieron la segunda y tercera parte de Donkey Kong Country con más miembros de la familia como protagonistas. Y también nuevas versiones para otras consolas, como la Game Boy. En el caso de estos minicartuchos (¿os acordáis?), el videojuego se llamaba Donkey Kong Land.

La gran revolución llegó con Donkey Kong 64

Y tal fue esa revolución, que Nintendo sacó hasta una edición limitada especial de esta consola de su querido gorila. Era de color verde y el cartucho del videojuego amarillo. Pero pijadillas aparte, la verdadera revolución fueron sus escenarios poligonales y sus mundos completamente tridimensionales. Y otra innovación fue la opción de elegir entre cinco personajes para jugar.

Después de la Nintendo 64, llegó la Nintendo Game Cube y, con ella, otra versión todavía más innovadora: Donkey Kong Jungle Beat. No habían pasado ni 25 años del Donkey Kong arcade y ya parecía un videojuego completamente diferente. Hasta el punto de que, por primera vez, el personaje principal se podía controlar a ritmo de la música. Sí, sí, tal cual. Aunque la Game Cube daba la opción tradicional de juego, con el mando y punto, la cosa tenía más gracia utilizando los Bongos DK como medio de control.

De todas formas, las innovaciones y modernidades están muy bien, pero lo retro vende y Nintendo lo sabe. Por eso, en 2010 lanzó Donkey Kong Country Returns (con su posterior versión en 3D), para recordar la trilogía que más éxito tuvo, la de los 90 para la Super Nintendo. El sistema de juego volvió a simplificarse y el gorila volvió a ser lo que era, una animal más salvaje. Eso sí, la calidad de imagen que ofrecen las nuevas tecnologías es indiscutible y, de hecho, como hemos mencionado, luego vino la versión 3D.
>Donkey Kong Country Returns

Después del 3D, vino el HD. Y también hay videojuego de Donkey Kong con esa tecnología. Se trata de Donkey Kong Country: Tropical Freeze, para la Wii U! De nuevo, se aleja la esencia del primer juego arcade pero también tiene sus cosas buenas Que nosotros somos fans de las recreativas antiguas, pero las nuevas tecnologías también tienen su punto. Aún así, nos quedamos, por supuesto, con el primer Donkey Kong, el de 1981 que se jugaba en máquina recreativa. Y no somos los únicos, porque un bar de Chicago acaba de inaugurar su nueva decoración con Donkey Kong arcade. 

¿Y vosotros? ¿Cuál de todas las versiones de Donkey Kong es vuestra favorita?


Deja tu comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




Sistema financiación Aplazame

Si continuas navegando aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar