Uno de los videojuegos españoles más emblemáticos, La Abadía del Crimen, tiene su propio sello


25 Mayo, 2017 - 12:44 pm - Sin Comentarios

Portada del videojuego español La Abadía del Crimen
Hace unos años lo hizo Irlanda con la colección Game Icons, y en breve lo hará Japón con Super Mario. Pero aquí no nos quedamos atrás y Correos ha hecho lo mismo con uno de los videojuegos españoles más famosos de la edad de oro del software de nuestro país: La Abadía del Crimen. Con la excusa de los 30 años que cumple este 2017, la Asociación de Usuarios de Informática Clásica ha promovido la creación de un sello del videojuego…¡y lo ha conseguido! En MiArcade hemos hablado con uno de los precursores de la iniciativa, Rafa Corrales

El primer videojuego en España con un sello propio

¿Por qué un sello de la Abadía del Crimen?

Sello del videojuego español La Abadía del Crimen

Sería mejor reformular la pregunta e invertir su sentido: ¿por qué no? Así es como desde la AUIC nos planteamos la argumentación. La Abadía del Crimen es un videojuego que marca una cúspide en el desarrollo de videojuegos españoles en los 80. No existe nada comparable en ese año a nivel técnico y artístico, es algo visualmente evidente y cuando escarbas descubres más y más maravillosos secretos como el extremo aprovechamiento de los recursos de un Amstrad CPC o la cantidad de detalles que Paco Menéndez y Juan Delcán imprimieron al videojuego, desde las perspectivas hasta la inteligencia artificial programada en un modesto sistema de 8 bits.

¿Cómo y cuándo surgió la idea?

En marzo de 2014 se incorpora como socio nuestro José Manuel Braña, un gran aficionado avilesino que en 2010 propuso una calle dedicada al también avilesino Paco Menéndez (creador de La Abadía del Crimen). No hubo éxito con la calle pero… ¿por qué no intentarlo con un sello? Así que trasladó la petición a la Junta Directiva de la Asociación de Usuarios de Informática Clásica, la idea caló y en julio de 2014 la aprobamos en Asamblea con la consecuente designación de un comité que hiciera realidad la idea.

El proceso ha sido complicado, ¿no?

En sí mismo el proceso no es complicado. Tras enterarme a través de la FNMT, fuí dirigido a la persona adecuada con cierta facilidad ya en el Ministerio de Fomento. Descubrimos que existía una Comisión Filatélica del Estado, una regulación y una legislación que marcaba los tiempos y vías para el trámite.

Con un buen boceto del sello realizado por nuestro ex presidente Sergio Modia, basado en la portada del libro ‘Obsequium’ -en el que por cierto Braña, coordinado por Jaume Esteve, participó con otros expertos españoles en videojuegos– sacamos el argumentario en un escrito formal dirigido a la citada Comisión. Era enero de 2015. Aquí llega la respuesta positiva a la que luego le quedaba una espera de un año para que en 2016 se reunieran y nos dieran finalmente una inesperada respuesta negativa, seguida de nuestro evidente enfado que trascendió incluso a través de El Confidencial en verano de 2016.

Sea como sea, las complicaciones fueron más derivadas de la falta de voluntad o desconocimiento que de la complicación técnico-legal. Afortunadamente, a finales de noviembre de 2016, ya sea por nuestra presión o motivos legales, nos convocaron desde Correos para iniciar el proceso de diseño ya con el mismísimo Juan Delcán al frente. A él le debemos sin duda el magnífico porte del pliego, sobre y matasellos, sin olvidar la estrecha colaboración de Daniel Celemín y las ideas de todos los colaboradores que estuvimos presentes en el proceso.

¿Alguna anécdota curiosa que recuerdes de todo este proceso?

En pleno enfado por la decisión negativa de la Comisión Filatélica Braña, Esteve y yo nos preguntamos: “¿por qué Rocío si y la Abadía no?” -al ver que justo en esas fechas se anunciaba el sello de Rocío Jurado (en paz descanse)-. Tras defender nuestra postura basándonos en que igual que merecía un sello Rocío Jurado también lo merecía un videojuego español tan emblemático como La Abadía del Crimen, nos encontramos en medio de una polémica. Resulta que Juan Delcán era profundo admirador de la tonadillera 🙂

“El olimpo de los videojuegos ochenteros en España”

Pantalla del videojuego español La Abadía del Crimen

¿Qué lugar ocupa La Abadía del Crimen en la historia de los videojuegos?

Es algo subjetivo, pero para muchos de los declarados admiradores del videojuego es algo así como el “olimpo” de los videojuegos ochenteros en España. Aunque bebe de los isométricos, es el rey porque va mucho más allá y la prueba es que el sello está siendo uno de los más demandados de la historia y nos han confirmado que algunas oficinas tienen más demanda que sellos disponibles.

No tuvo mucho éxito en su día pero hoy es un título de culto, ¿no?

Todo es relativo porque el éxito comercial se medía en comparación con títulos muy comerciales orientados a las masas. A su nivel, este videojuego tiene mucho éxito pese a un planteamiento complejo y poco orientado al gran público. Eso es precisamente la nota que marca que sea un título de culto como pocos españoles, ya que la experiencia de los jugadores de entonces fue muy profunda.

Es uno de los títulos de la edad de oro del software español… ¿cómo fueron esos años y qué supusieron para la historia de los videojuegos?

Es la pregunta inevitable que precede a una respuesta que yo nunca he querido vestir de rosa.

La edad de oro es discutible que existiera, si acaso una época de gran productividad y escasa industria. Esos años fueron interesantes más por la creatividad de unos adolescentes que pudieron hacer lo que quisieron en el mundo de los videojuegos porque los que éramos sus consumidores por entonces estábamos abiertos a todo. Lo bonito, y esto sí es digno de destacar, es que fue un fenómeno suficientemente grande como para que los videojuegos españoles de aquellos años pudieran codearse con los de nuestros vecinos europeos.

¿Más videojuegos españoles dignos de mención de esa época?

Siendo usuario de MSX, soy poco objetivo en este sentido ya que me gusta mucho todo aquel videojuego no “convertido” desde el sistema ZX Spectrum. De ésos, los más destacables para mí son ‘Temptations’, ‘Goody’ y ‘Livingstone Supongo’, por ejemplo, sin olvidar mencionar otros que aún conversos merecen la pena, como ‘La Pulga’ (otro icono), ‘Afteroids’ y ‘Army Moves’. Se que me dejo el Abu Simbel por el camino, pero nunca fue plato de mi gusto.

Como experto en videojuegos clásicos, ¿por qué crees que todo lo relacionado con juegos retro ha vuelto a ocupar un lugar importante en el mundo de la cultura y el entretenimiento?

Para nada soy experto, si acaso una persona curiosa con ganas de aprender, ya que siempre me ha gustado más lo relacionado con sistemas que con videojuegos. Naturalmente, los videojuegos siempre han estado presentes desde el nacimiento de esta moda y es muy grato ver que esta escena “homebrew” ha conseguido, tras unos aciagos años 90, recuperar un ritmo de producción sorprendente. Esto se debe a que el caldo de cultivo ha sido el adecuado al juntar viejas glorias de los 80 con nuevos “cracks” que se inspiraron en ellos para hacer realidad videojuegos de una calidad y manufactura impecables. Recomiendo la Enciclopedia Homebrew para el que quiera revisar a fondo lo que la escena ha hecho posible.

El videojuego español basado en El Nombre de la Rosa

Como nos ha contado Rafa Corrales, La Abadía del Crimen ha sido un videojuego emblemático en España. Nació en 1987, de la mente maravillosa de Paco Menéndez, que contó con el apoyo de Juan Delcán. Entre las dotes de programación de uno y las de diseño del otro, convirtieron más en videojuego la novela ‘El Nombre de la Rosa’, pero se encontraron de frente con el NO de Umberto Ecco para poner el mismo título al videojuego.

Total, que después del periplo de la creación del juego y de ponerle nombre, una de las empresas españolas de videojuegos más conocida en aquella época, OperaSoft, se interesó por el título. Así que lo sacó a la venta en 1988. Mucho éxito comercial no tuvo, las cosas como son, pero eso no impidió que se convirtiera en un videojuego de culto. Tanto es así, que tiene hasta un remake. Se llama La Abadía del Crimen Extensum y sus creadores fueron Manuel Pazos y Daniel Celemín, con el que también hemos hablado…aprovechando la coyuntura.

Pantalla del videojuego español La Abadía del Crimen Extensum

 

¿Qué es para tí La Abadía del Crimen?

La Abadía del Crimen se ha convertido por méritos propios en el representante de toda una época para mi. Hay muchos otros videojuegos -españoles y no españoles- que me recuerdan a mi niñez y a esa magia que tenía para mí la informática y todo lo relacionado con mi Amstrad… pero finalmente, si tuviera que nombrar un juego, ese sería La Abadía del Crimen, entre otros pocos más. Y es así por varios motivos: uno, porque me impactó por su concepción y por la jugabilidad. En ese momento había muchos juegos, pero vídeo aventuras de esta factura yo diría que habían muy pocos; también la temática, el misterio en un monasterio, los asesinatos… me atrapó la historia, el juego, la película… me atrapó por completo en mi mente de niño. El hecho de ver a monjes pasar por la pantalla con inteligencia propia en aquella época era algo de ciencia ficción. Y eso focalizado en el abad por las noches… ¡¡a mi me aterrorizaba!!

Seguro que cualquiera que jugó con la mente de un niño, que multiplica todo y todo le afecta mucho mucho más que a un adulto, lo entenderá.

¿Por qué quisiste hacer un remake?

Yo me he centrado en los remakes, porque me divierte mucho más y me mantiene más atado al desarrollo hacer un título al que ya he jugado y con el que me he divertido mucho.  Me obliga a rejugarlo, a informarme en revistas, etc y, todo eso, intentando darle mi personalidad. Es algo para mí muy divertido. No creo que pueda aportar tanto al mundillo creando videojuegos originales porque no puedo hacer un triple A. Y para hacer un juego normal para las plataformas móviles… prefiero pasarlo lo mejor posible tanto jugando como creando y eso lo consigo con los ‘remakes’.

¿Por qué un remake de La Abadía? Pues porque es EL JUEGO. El primer gráfico de La Abadía que yo hice tiene más de 10 años. Desde que empecé a hacer juegos, ya tenía la idea de hacer este remake para aportar mi visión. Era un reto muy grande hacer EL REMAKE, mejorar lo inmejorable… jajajaja… era algo personal: hacer las versiones de mis videojuegos españoles preferidos. Sir Fred, La Abadía del Crimen y ahora me queda Abu Simbel. Después seguiré haciendo remakes, si me sigue apeteciendo hacerlos, que seguro que sí.

¿Cuál ha sido exactamente tu trabajo en este remake?

Mi trabajo ha sido darle la tabarra a Manuel Pazos para conseguir hacerlo y hacer los gráficos… jajajaja. Bromas aparte, Manuel y yo hemos hecho un equipo muy bueno  (ya nos conocíamos desde hacía mucho tiempo, trabajamos en los remakes de Alien 8 y Knight Lore para MSX2 ) para diseñar las nuevas estancias, los nuevos personajes y la trama. Si lo tengo que resumir, lo que yo he hecho solo han sido los gráficos, y lo que ha hecho Manuel solo ha sido el código. El resto ha sido más o menos un 50/50.

120.000 descargas de La Abadía del Crimen Extensum

¿Cuál ha sido la respuesta de la gente?

Excelente. Desde el principio del hype la respuesta ha sido excelente. Nos ha sorprendido muchísimo. Cada vez que colgábamos una nueva noticia sobre el desarrollo en la página de facebook conseguíamos números inimaginables de consultas. Con decir que a día de hoy tenemos 120.000 descargas aproximadamente os hacéis una idea. Estamos muy muy muy agradecidos a la gente.

¿La Abadía del Crimen tuvo tanto éxito desde el principio o ha sido más a posteriori, como le pasa a los grandes artistas?

Ha sido a posteriori. Eso se ha comentado siempre. La crítica fue muy buena con el juego, ganaron todos los premios habidos y por haber ese año y no me extraña. Pero no fue hasta pasados los años cuando el juego se convirtió en icono de la época. Paco y Juan tampoco supieron del éxito del juego hasta años más tarde, como ellos mismos comentaron varias veces y como Juan hoy sigue explicando.

¿En qué otros videojuegos has trabajado o colaborado?

Bueno… yo he tenido el gusto de trabajar en bastantes juegos. Mis principios con Karnak’s Temple en aquel lenguaje llamado fénix, un DIV compilado, remakes como Sir Fred o Capitán Sevilla con RetroWorks. Gracias a ellos conocí a mucha gente, todos ellos impresionantes, y con este último a Álvaro Mateos, autor original del juego con el que me une una amistad desde entonces. Gracias a él también conocí más tarde a Víctor Ruiz, con el que desarrollé -junto al gran Dani Ponsoda en Lakento- la tercera parte (bueno, eso me gusta pensar a mí ) de Freddy Hardest (perdón…) llamado Mighty Freddy. Y aparte de esto, remakes como Alien 8 y Knight Lore para MSX2, con Manuel Pazos, o juegos como Guns’n Bottles para plataformas móviles. Lo último que he acabado efectivamente es Extensum con Manuel. Y ahora ando con la segunda parte de aquel mítico Abu Simbel Profanation, avalado por Víctor Ruiz y junto a Javier García Navarro, y Mkclain de 4mhz directamente para Amstrad CPC. No se si me dejo algo.

¿De cuál te gustaría hacer o ver otro remake?

Pues de Abu Simbel… jajajaja… ¡¡pero ya estoy en ello!! Y tengo un par de nombres en la cabeza: Cauldron o Antiriad, Game Over de Dinamic, ¡hay tantos!

También has colaborado en la elaboración del sello conmemorativo, ¿cómo ha sido ese trabajo y por qué crees que hacía falta un homenaje así a La Abadía del Crimen?

La Abadía se merece todos los homenajes posibles. En su 30 aniversario no se me ocurre mejor homenaje que el que al final se ha conseguido: un reconocimiento fuera de las fronteras del vídeojuego ¡¡un sello!! ¡¡y encima su artífice finalmente ha sido Juan Delcán que se animó a ello!!

El trabajo ha sido flipante. Aparte de poder trabajar con compañeros de la AUIC, ver emails enviados de “puño y letra” de Paco Suárez y volver a colaborar con gente ya conocida como Manuel Pazos o Antonio Giner, ¡¡imaginaos poder colaborar con el mismísimo co-autor de La Abadía del Crimen!! Bromas aparte, ha sido fascinante, y también enriquecedor. Ahora se cómo se diseña un sello y he podido aportar mi granito de arena para que el pliego haya salido como ha salido, que creo que es precioso.

Yo intenté aportar todo lo posible sugiriendo y, más tarde, materializando que el pliego y el diseño fuera una especie de secuencia de hechos para intentar plasmar las situaciones clave de la historia del videojuego. Así, tenemos a todos los personajes y las principales estancias como el laberinto, la entrada, el pasadizo secreto, etc. Al final es un “¿Dónde está Wally?” y nos ha salido algo que estarías horas mirando.

Ya digo que es un honor haber podido participar en el diseño, un honor haber colaborado con Juan Delcán y un honor haber contribuido a hacer un poquito más grande La Abadía del Crimen. Si de pequeño me lo hubieran dicho, los hubiera mandado a pastar

30 años de La Abadía del Crimen: un remake y un sello de un videojuego español

Pues eso: ya conocéis la vida y milagros de uno de los videojuegos más emblemáticos de la historia del software en España. Tan emblemático, que se ha convertido en el primer videojuego del que se hace un sello en nuestro país. En las máquinas recreativas de MiArcade hay un montón de títulos míticos dignos, en nuestra opinión, de un sello o un remake. ¿De cuál os gustaría a vosotros que se hiciera algo parecido?


Deja tu comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




Sistema financiación Aplazame

Si continuas navegando aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar